Test Drive

Ducati Supersport S 2017: Reviviendo una clásica deportiva Italiana

Ducati Supersport S 2017: Reviviendo una clásica deportiva Italiana

En Marzo de este año estuvimos presentes en la Expomotos Chile 2017,  en donde Ducati aprovecho la oportunidad para presentar tres nuevos modelos: Multistrada 950, Scrambler Desert Sled y la esperada Supersport S, que luego de haberla visto en los salones internacionales, esperábamos su arribo a nuestro país con ansias, para poder probarla.

La Supersport S marca un hito en Ducati ya que gracias a su diseño deportivo y su propuesta de conducción con mayor confort, logra un resultado perfecto, que no encontrábamos en los modelos ya existentes en el line up actual. Recordando que la denominación Supersport de Ducati Nace en 1975 y hace 10 años se dejo de producir, este es su regreso en su quinta generación.

 

Precio

  • Ducati Supersport S US$21.500

Diseño

Esta moto vuelve a recuperar lo que Ducati creo hace décadas y dejo de lado por muchos años, una moto con un estilo deportivo pero con gran comodidad, la mezcla perfecta entre una Panigale y una Monster. 

Las lineas de esta moto llaman a la deportividad, al verla de costado vemos como estas  lineas consiguen una continuidad a la vista que logra ser un modelo bastante limpio y en armonía en cuanto a su diseño, cada detalle de esta moto muestra su sangre Italiana.

El carenado es bastante limpio y completo, cada parte se une de manera perfecta con el resto de la moto, las lineas al pasar hacia el estanque, con el foco delantero y con el resto de la moto.

Por delante vemos que tiene una Luz led que nos permite el manejo diurno sin necesidad de prender las luces, una barra led por el contorno alto de su foco delantero. 

También cuenta con una cúpula que es ajustable de manera manual según sea nuestra ruta, permitiendo dos posturas para una conducción deportiva o de carretera.

El conjunto de luces delanteras se complementa con los intermitentes integrados en los espejos, sin tener que perforar o dañar el carenado para mantener la limpieza de sus lineas.

Si miramos por el costado, tenemos la rueda trasera con monobrazo, ademas de un nuevo doble escape corto que entrega un sonido simplemente adictivo, así es como deberían sonar las motos con escapes de fabrica. 

La versión que probamos es la Supersport S, que incorpora algunas diferencias con la versión normal,  como por ejemplo el cubre asiento trasero que entrega un look de monoplaza, ayudando aun mas a la deportividad de este modelo.

El panel de instrumentos es bastante completo, como nos tiene acostumbrado Ducati con sus motos, en este caso es un panel digital, donde principalmente nos muestra mediante una barra horizontal las rpm y al medio bajo esta barra la velocidad de la moto, en conjunto con mas detalles como el modo de conducción, odometro, medidor de combustible, marcha engranada entre los mas importantes. 

Motor Testastretta

La Supersport monta un motor Testastretta de 937 cc, que entrega una potencia máxima de 113 CV y un torque máximo de 96,7 Nm a las 6.500 rpm.

Esta moto tiene 3 modos de manejo distintos, en donde podemos cambiar entre el modo Sport, Touring y Urban. El modo Sport y Touring permiten mantener todos los CV disponibles de esta moto, en cambio el modo Urban nos entrega una potencia de 75 CV, para la ciudad en donde no necesitamos tantos caballos disponibles permitiéndonos tener ademas un menor consumo de combustible.

Todos los modos de conducción realizan cambios distintos en el sistema de control de tracción y el freno ABS, ademas tenemos la posibilidad de poder ajustar cada uno de estos a nuestro gusto.

El tacto de esta moto es una de sus ventajas ya que te permite controlar la moto y su potencia muy fácil con el acelerador electrónico, no es una moto agresiva en su salida, en ninguno de los modos, permitiendo una conducción tranquila ya que los usuarios de esta moto no pretenden tener una prestación deportiva en todo momento. 

Otro de los puntos a favor es su caja de cambios, es bastante amigable y nos permite conducir sin tener que jugar los cambios en todas las situaciones, es muy elástica para recorrer la ciudad o el trafico sin problemas.

La Supersport S equipa solo en esta versión un sistema Quickshifter, que nos permite pasar cambios hacia arriba y hacia abajo sin la necesidad de presionar el embrague, lo que nos facilita la conducción deportiva y ademas al ir bajando marchas nos entrega un sonido con pequeñas explosiones que son una orquesta para nuestro oido.

El modo Sport sin dudas es el mas divertido y el que mas disfrutamos los que queremos sentir mas deportividad al andar, acompañado del Quickshifter, nos permite una conducción en carreteras muy entretenida, sobre todo al momento de alcanzar curvas en los cuales podemos bajar y subir cambios adaptándonos muy rápido a esta moto.

Al momento de ir a probar esta Supersport a un camino con más curvas, nos termina de convencer que es la moto ideal para tenerla para un uso diario tranquilo, pero también para salir a divertirte un fin de semana, tiene un agarre increíble gracias a los neumáticos que equipa y la posición de manejo no nos impide realizar inclinaciones en las curvas mas cerradas, nos entrega la confianza en todo momento.

La posición de manejo es algo muy bien pensado, tiene un semi manillar elevado, por lo que su postura es parecida a una moto “Naked”, tenemos estriberas semi deportivas, y un posición que privilegia la comodidad, teniendo en cuenta el objetivo de esta moto.

En carretera es una moto muy cómoda, la podemos usar para viajes largos sin problema, el único pero de esta característica es su poca autonomía, que ronda los 220 km. dependiendo de nuestro estilo de manejo. En nuestro test obtuvimos rendimientos cercanos a los 15 km/l en una conducción normal, en un estilo mas deportivo baja bastante esta autonomía. 

La resistencia al viento es manejable mediante la cúpula que tiene dos posiciones, esta es de regulación manual y es una tremenda ayuda para viajar por carreteras y autopistas.

La frenada esta a la altura de una Ducati, frenada precisa y controlada, en conjunto con la suspensión que es muy correcta para el uso diario, absorbe de excelente manera las imperfecciones del camino.

 

 

Test Drive

Fanático de las motos y los autos desde que tengo memoria, pero las dos ruedas son las que mueven mi vida día a día. Siempre en busca de nuevas rutas y aventuras para seguir sumando kilómetros.

Más en Test Drive

Triumph Speed Triple R: La naked de las altas prestaciones

Mauricio Clunes22 septiembre, 2017

Hyosung GD 250N 2018: La entretenida Naked de baja cilindrada

Mauricio Clunes22 septiembre, 2017

BMW S1000R 2018: La potente naked de increíbles 160 caballos

Mauricio Clunes30 julio, 2017

Honda PCX 150 2018: La scooter premium de la baja cilindrada

Mauricio Clunes30 julio, 2017

Yamaha MT 09 A 2017: La tricilíndrica maestra del torque

Mauricio Clunes5 julio, 2017

Yamaha Bolt XVS 950: La custom que rescata el diseño y el estilo

Mauricio Clunes29 mayo, 2017

Kawasaki Ninja 300 2017: La notable evolución del ágil mercenario

Mauricio Clunes1 mayo, 2017

Triumph Daytona 675 128 hp 2017: Mejorando lo inmejorable

Mauricio Clunes26 abril, 2017

Suzuki GSX-R 1000 2017: Homologada para pasar de pista a la calle

Mauricio Clunes9 abril, 2017